Buscar
  • Cinacruz

Pasan las lluvias, pero permanece la alerta por crecida de ríos

Durante la semana, el sur será la nota predomintante, pero con muy pocas probabilidades de lluvias. La alerta por la crecida de los ríos Yapacaní e Ichilo continua vigente


Fuente: El Deber/Juan Manuel Ijurko

Tras las intensas lluvias de esta mañana de domingo, el informe agrometeorológico de la Gobernación de Santa Cruz señala que el inicio de semana estará marcado por vientos de sur y muy pocas probabilidades de lluvia. Así lo afirma el secretario de Desarrollo Productivo Luis Alberto Alpire.

A pesar de la mejoría del clima, las alertas permanecen activas ante la crecida de los ríos. Juan Manuel Antony, director de Obras del Searpi, reportó "crecidas extraordinarias en la cuenta alta del Piraí, en la Angostura-Bermejo y de igual manera el Río Yapacaní e Ichilo a causa de las intensas lluvias". En este último caso, el cauce supera los 13.5 metros de crecida, por lo que se espera que pueda rebalsar por la zona de Puente Gretell y otras áreas de influencia.

En otros afluentes como el río Surutú o la cuenca media y alta del río Grande se mantienen con grandes crecidas, detallo Antony.

Las intensas lluvias que se prolongan desde anoche no solo han incidido en la crecida de los causes, sino que también han afectado a una parte importante de la ciudad por las inundaciones provocadas de manera temporal. En Santa Cruz de la Sierra se han reportado 58 mm de precipitaciones. Alpire destacó que en otras regiones la lluvia también fue persistente como en Postrervalle (101 mm), Saipina (99 mm), Saavedra (70 mm) o San José de Chiquitos (38 mm).

"Las lluvias se han concentrado básicamente en el norte integrado, en Andrés Ibañez, los Valles cruceños y en la Chiquitania. Hoy continuará la chilchina, desde la próxima semana ingresará un frente sur, pero si lluvias", aseguró Luis Alberto Alpire.

Por su parte, el Searpi aguarda que la crecida de los ríos se prolongue por unos días más afectando a las cuencas bajas y los zonas cercanas a las mismas. A pesar del incremento de los caudales, Anthony indica que "los más de 1.800 kilómetros de defensivos están respondiendo ante las crecidas", evitando los rebalses e inundaciones ante estos eventos adversos.


0 vistas0 comentarios